El parche anticonceptivo contiene las mismas hormonas que la píldora combinada. Se trata de un parche de color beige de forma cuadrada, similar a una tirita.

parche anticonceptivo

Como cualquier otro método hormonal, debe ser recetado por ginecología. El parche anticonceptivo se pega sobre la piel y protege contra el embarazo igual que el resto de anticonceptivos hormonales.

Si estás interesada en utilizar el parche anticonceptivo, encuentra aquí Clínicas Ginecológicas que prestan este servicio. Te asesorarán sobre su uso correcto y todo lo que necesites.

¿Cómo se usa? 

parche anticonceptivo

Se coloca el primer día del ciclo menstrual sobre la piel. Cada parche anticonceptivo dura una semana. Es decir, cada 7 días hay que cambiar el parche por uno nuevo. Esto hay que realizarlo durante 3 semanas. Cuando pasen esas 3 semanas (21 días), hay que realizar “la semana de descanso”, donde no hay que ponerse ningún parche. En esta semana sin parche vendrá el sangrado menstrual. Esto es lo que hay que hacer cada mes.

¿Cómo actúan las hormonas que contiene el parche?

Las hormonas que contienen los parches básicamente hacen que la mucosa en el cérvix se vuelva más espesa haciendo que el esperma no entre. Además, hace que los óvulos no puedan bajar al útero. Las hormonas son absorbidas a través de la piel.

¿Dónde me tengo que poner el parche anticonceptivo?

Las mejores zonas del cuerpo son aquellas donde no haya sudor ni vello, para que no se despegue. Los sitios más adecuados son los glúteos o la parte baja de la tripa. También puede colocarse en la espalda o el brazo. Nunca hay que ponerlo en los pechos. No debes usar cremas, aceites o maquillaje en la zona donde llevas puesto el parche, ya que se puede despegar. Es resistente al agua y muy discreto.

¿Qué hago si se despega el parche?

Si el parche está parcialmente despegado o se te cae debes intentar pegarlo de nuevo. Si no funciona debes ponerte uno nuevo en menos de 24 horas para seguir protegida de un embarazo.

Utilizar los parches es cómodo, su eficacia es de un 99%, y hay menos posibilidad de olvidos. Sólo hay que estar atenta cada semana para cambiárselo.

Recuerda: el parche anticonceptivo, como los otros métodos hormonales, no previene de infecciones de transmisión sexual. Para esto hay que utilizar el preservativo.

Para conseguir la mejor planificación anticonceptiva para tu caso, debes acudir a ginecología en tu centro de salud, o bien visitar las Clínicas Ginecológicas Privadas para evitar listas de espera.

 

______

Si te gustó el post, compártelo en Facebook, Twitter, etc.