La copa menstrual frente al uso de tampones

copa menstrual
¿Conoces la copa vaginal y cómo se usa? ¿Sabías que su uso se está extendiendo entre las mujeres españolas? La copa menstrual es ideal para viajar, es cómoda, dura de 5 a 10 años, y es ecológica. Frente a los tampones ofrece numerosas ventajas…¡Conoce la copa menstrual!

Empezaremos por el principio ¿Qué es la copa menstrual y cómo se usa?

La copa menstrual es un recipiente hecho de silicona, que se inserta en la vagina y recoge el contenido de la regla. A diferencia de los tampones, no absorbe el contenido, sino que queda almacenado en la copa hasta que se saca de la vagina y se vacía en el inodoro.

Puede parecerte raro al principio, pero lo cierto es que la copa existe desde el siglo XIX, aunque la primera patente es de la década de 1930 en Estados Unidos. En realidad es más antigua que el tampón o las compresas.

Es muy flexible, suave y cómoda cuando está correctamente insertada en la vagina. Las mujeres que la utilizan aseguran no notarla, sin sentir dolor al sentarse, caminar o moverse, como ocurre con algunas mujeres que usan tampones.

Su uso es muy sencillo: se dobla la copa, de forma que quede en forma de tubo para insertarla en la vagina. Una vez insertada, la copa se adaptará a las paredes vaginales, de forma que no deja huecos para que la sangre no salga al exterior.

Eso sí, requiere algo de práctica al principio, pero enseguida se aprende. Al adquirirla por primera vez, la copa, por su parte cerrada, tiene una especie de rabillo que hay que cortarlo poco a poco, en función del tamaño de tu vagina, hasta que una vez puesta no sientas que la llevas. Debes dejar al menos un trozo de ese rabillo, porque facilita la extracción.

Cuando comiences a familiarizarte con la copa, es recomendable colocarla estando de pie, inclinándote ligeramente. Un sitio ideal es la ducha. Prueba unas cuantas veces a quitarla y ponerla y verás cómo enseguida aprendes a usarla. Una vez sepas, podrás ponértela fácilmente en cualquier posición.

Esto no es nada nuevo, aprender a poner la copa es similar a poner el anillo vaginal, e incluso poner un condón las primeras veces.

La copa tiene dos tallas, adaptadas a los diferentes tamaños de las vaginas en función de la edad y si se han tenido o no hijos. Consulta a la proovedora de la copa vaginal sobre la talla más apta para ti.

Mantenimiento de la copa menstrual

El mantenimiento es muy sencillo.

  • Antes de usarla cada mes, es recomendable esterilizarla. La esterilización no es más que hervirla en un cazo: se cubre completamente con agua, y una vez que esté en ebullición, tenerla unos 3 minutos.
  • Durante la menstruación: cada vez que la extraigas para vaciar el contenido, debes lavarla con agua fría y si quieres después con agua caliente si aprovechas la ducha para limpiarla. Puedes darle una pasada con jabón, pero que éste no sea muy fuerte. Sécala bien y colócala de nuevo.
  • Cuando termine la menstruación, límpiala bien y guárdala en su bolsita de tela, no en cajas cerradas. La bolsita de tela de la que suele venir acompañada cuando la compras es ideal para su mantenimiento. Y así hasta que venga la próxima regla y la esterilices antes de ponértela.

Ventajas de la copa menstrual frente al uso de tampones

  • Es económica y dura de 5 a 10 años: vale alrededor de 20 euros. ¿Pero qué son 20 euros comparados con los miles de euros gastados al año en tampones y compresas?. Si como mínimo usas 4 tampones diarios, calcula el dinero que puedes gastarte. La copa, sin embargo, dura de 5 a 10 años si la cuidas bien.
  • Es ecológica: su material no daña el medio ambiente, como sí ocurre con algunos materiales de tampones y compresas, que son contaminantes tanto en su fabricación como desechados.
  • No tiene riesgos para tu salud ni efectos adversos: la silicona no contiene fibras, por lo que no araña ni seca el interior de la vagina. No está asociada al síndrome del shock tóxico (efecto adverso del uso de tampones). La copa vaginal también previene infecciones como la candidiasis o la cistitis (asociadas al uso de compresas por la humedad que crean). Es decir, la copa favorece una buena higiene en tus genitales.
  • Dura más horas que los tampones y compresas: al almacenar el contenido, puedes tenerla más horas sin vaciarla. Las mujeres que la usan aseguran olvidarse de ella durante casi todo el día, aunque eso dependerá de lo que menstrúe cada mujer. Si eres de las que tienen sangrado abundante los primeros días, te durará unas 8 horas sin vaciarla. Puede colmarse, pero lo notarás.
  • Es ideal para viajar, practicar deporte, bañarte, etc: con la copa parece que no llevas nada, por lo que tu movilidad mientras practicas deporte será óptima. Con ella no tendrás miedo a manchar, ni a que se asome debajo del bañador, como puede ocurrir con el hilillo del tampón mientras te bañas.
  • La copa te dará mayor control y conocimiento sobre tu cuerpo, en especial sobre tus genitales: al tenerla que introducir en la vagina manualmente, adquirirás mejores conocimientos sobre tu anatomía. Elimina los miedos y tabúes hacia los propios genitales (sí, esto aún les pasa a muchas chicas…), y tendrás mayor control sobre tu regla, sobre la cantidad que menstrúas, etc.

copa menstrual varias

Como ves, éstas son las ventajas más interesantes acerca de su uso. Pero también tiene algún inconveniente, como cualquier otra cosa. El inconveniente de la copa menstrual para las mujeres que la usan, es a la hora de vaciarla y lavarla en un baño público. Como sabes, no son muchos los aseos que tienen el lavabo y el inodoro en el mismo espacio cerrado, por lo que da pudor vaciarla, y salir a lavarla a expensas que alguien te vea…

La solución es sencilla y hay dos opciones: la primera opción es envolverla en papel higiénico para salir al lavabo a lavarla con disimulo, y después volver a entrar al baño a ponértela. La segunda opción es llevar toallitas en el bolso y limpiar la copa con las toallitas para salir del paso, y al llegar a casa lavarla correctamente.

Si tiene tantas ventajas, ¿por qué no la conocía?

Esto es lo que puedes haber pensado al leer este artículo. Si tantas ventajas tiene, ¿cómo es posible que sea tan desconocida? ¿por qué no la venden junto con los otros productos para la menstruación?

Una de las razones es que a las grandes empresas de tampones y compresas no les interesa competir con la copa, un producto que dura de 5 a 10 años sin tener que ser sustituido. Pero la buena noticia es que su uso se está extendiento entre las mujeres españolas, y fruto de ello es que ya la comienzan a vender en algunas farmacias. Donde puedes encontrarla con total seguridad es en parafarmacias, los sex shops, y es muy fácil comprarla por internet.

Pero una razón de más peso es que aún las mujeres no estamos familiarizadas con nuestros genitales, ni siquiera muchas mujeres naturalizan la regla como una parte más de su ser… Tener un contacto tan directo con la anatomía y la menstruación todavía es hoy un tabú.

Lo que sí es cierto, es que las mujeres que usan la copa menstrual han superado estas barreras, y ¡están encantadas!

 

______

Si te gustó el post, compártelo en Facebook, Twitter, etc.